© Eduardo Sohns - 2016

INDEX Ediciones Clases Multimedia Quiénes Somos

Hermann Finck: Canon

La Musica Practica de Hermann Finck fue publicado en 1556 en la ciudad de Wittenberg.
Se trata de un texto importante, tanto por la variedad de temas, considerados, el tratamiento que reciben, y las más de ochenta obras que lo ilustran musicalmente.

Dividido en cinco libros, cada uno de los temas estudiados incluye una exposición teórica y ejemplos musicales.
El libro primero está dedicado al canto llano, el segundo al sistema mensural, el tercero a los cánones, en el cuarto Finck explica lo concerniente a los modos, y en el quinto escribe acerca de la ornamentación.

Entre todos, los libros dedicados al sistema mensural y a los cánones son particularmente extensos.
Si bien Finck no indica ni fuentes ni autores de las composiciones que incluye, en general se trata de obras de los más destacados músicos de la época, principalmente música compuesta por Josquin des Pres.
Nuestra edición consiste en la transcripción y estudio del tercer libro dedicado a los cánones.

La palabra canon deriva del griego kanon: regla o precepto y con este sentido es empleado en el siglo XVI. Muchas son las variantes posibles y el tratamiento que Finck le brinda al tema es particularmente interesante y extenso: le dedica más de cuarenta folios con explicaciones y ejemplos.

Si bien otros autores se refirieron al mismo asunto, no siempre estando de acuerdo con su empleo, no se encuentra tratamiento semejante por su extensión en otras fuentes de la época.

Podemos dividir el libro dedicado a nuestro asunto en dos partes, en la primera Finck brinda una introducción
teórica al tema y lista una serie de cánones brindando las explicaciones para su resolución; en la segunda parte
se incluyen los ejemplos musicales que en algunos casos figuran resueltos. Encontraremos una amplia variedad de cánones: entre los más comunes encontraremos melodías que se cantan de atrás hacia adelante, que se reproducen como si se tratara de un espejo, o se imitan a distintos intervalos; pero también hallaremos cánones más enigmáticos; en alguno hay que evitar silencios, en otro ordenar las figuras según sus valores, o combinar varios recursos, emplear para cada voz diferentes unidades de compás, y quedan algunos más difíciles de explicar en pocas palabras.

Son veintiseis piezas y nuestra edición incluye todos los cánones así como también sus resoluciones.

Como apéndice se incluyen una breve instrucción para que podamos escribir nuestro propio canon.

Hermann Finck


Canon

edición de


Eduardo Sohns

Exterior: Comprar/To buy Argentina: Pedidos finckcanonej